Blog

24 de marzo de 2015

La Historia no Miente: La Verdad Sobre el Islam (Parte II)

por Brittany Tedesco

Pope Urban II

Si usted ha estado al tanto de las noticias sobre ISIS, sabe que están destruyendo reliquias antiguas que han durado milenios como recordatorios de civilizaciones pasadas que existieron mucho antes del nacimiento del Islam. La tumba de Jonás, por ejemplo, cerca de la ciudad de Nínive en Irak, fue uno de sus objetivos.

En el blog de la semana pasada hablé sobre esta destrucción y la estrategia política detrás de la misma. El objetivo del Islam es dominar el mundo entero. Parte de ese objetivo incluye la destrucción de la cultura y la historia de la región que han conquistado. Las personas son mucho más fáciles de controlar cuando su historia ha sido destruida y vuelta a escribir.

En el siglo XI, los musulmanes habían conquistado dos terceras partes del mundo. No era bonito, hubo una gran cantidad de asesinatos, sangre, esclavitud y trato inhumano de los judíos y cristianos que subyugaron.

¿A alguien le importó lo suficiente para venir a su rescate?

¡Por supuesto a los cruzados tan vilipendiados!

En 1095, el Papa Urbano II lanzó la primera cruzada con una carta, implorando que los hombres de conciencia actuaran. "¿Cómo puede un hombre seguir el precepto divino de amar a su prójimo como a sí mismo, sabiendo que sus hermanos cristianos en la fe y nombre son prisioneros de los musulmanes pérfidos, y abrumados por el yugo de la servidumbre más pesada, si no se dedica a la tarea de liberarlos? ¿Es por casualidad que usted no sabe que muchos miles de cristianos están en esclavitud y encarcelados por los musulmanes, torturados con innumerables tormentos?".

La Primera Cruzada, a diferencia de las siguientes, fue bastante exitosa. Los cruzados tomaron de nuevo algunos de los territorios, incluyendo Jerusalén.

Sin embargo, en 1187, Saladino encabezó la oposición musulmana a los cruzados y recuperó las ciudades. Ellos volvieron a controlar a Jerusalén, que contenía una magnífica reliquia antigua: la Cúpula de la Roca, hoy dentro del recinto amurallado de la Explanada de las Mezquitas.

La Cúpula de la Roca, en el interior del recinto amurallado del Monte del Templo en Jerusalén.

Este es el sitio donde Abraham casi sacrificó a Isaac, donde el rey Salomón mantuvo el Arca de la Alianza después de construir el Primer Templo. . . que más tarde fue destruido por Nabucodonosor y los babilonios. Es el lugar donde los judíos reconstruyeron el templo, que Herodes el Grande después mejoró. Es el lugar donde Jesús volcó las mesas de los cambistas. Todo está registrado en la Biblia.

Hoy el sitio es controlado por los musulmanes, que adoran en él. En lugar de destruir la Cúpula de la Roca, como lo hicieron con tantas otras reliquias antiguas, simplemente reescribieron su historia.

Según la tradición islámica, Mahoma ascendió al cielo desde allí en un caballo alado. ¿El templo debajo del Monte? ¿Qué Templo? ¿Qué evidencia, además del registro bíblico, hay para apoyar el Templo?

Bueno, ninguno. . . hasta el año 2004.

Usted ve, incluso los esfuerzos más concertados del revisionismo histórico a veces fallan.

En 1999 el consejo islámico que controla la zona del Monte del Templo excavó dos arcos abovedados subterráneos cerca de la Cúpula de la Roca para crear una enorme puerta de entrada en lo que fue conocido durante siglos como los "Establos de Salomón" (probablemente llamados así porque los cruzados mantuvieron sus caballos allí cuando ocuparon Jerusalén). Unos años antes, el consejo convirtió los Establos de Salomón en un área de oración musulmana, y esta excavación se hizo en un esfuerzo para acomodar a más adoradores musulmanes.

Los arqueólogos e historiadores se horrorizaron cuando las excavadoras cavaron un pozo de 12m de profundidad y más de 40m de largo, perturbando la historia preciosa atrapada en el terreno que habían deseado estudiar pero que se les prohibía tocar.

Cientos de camiones llenos de tierra y residuos desde el sitio venerado fueron arrojados a un vertedero. Pero lo que al principio fue visto como una injusticia horrible hecha a un sitio histórico, pronto fue visto como una oportunidad incomparable.

Por primera vez en la historia, la tierra debajo del Monte del Templo estaba disponible para el estudio. Gracias a un estudiante de arqueología y un arqueólogo que dio una conferencia en su universidad, el Proyecto del Monte del Templo comenzó y continúa en la actualidad. Se invita a personas de todo el mundo a tamizar la tierra, y ya se han descubierto un montón de pruebas que apoyan los períodos del Primer y Segundo Templo.

Han descubierto puntas de flecha babilonias y romanas de la época del Primer y Segundo Templo y muchas otras cosas. . . pero lo más importante, encontraron un sello inscrito en hebreo antiguo con las palabras "Hijo de Immer". El libro de Jeremías nos dice que Pashur, el hijo de Immer, fue el director del Primer Templo.

"El que cava foso caerá en él" (Proverbios 26:27).

Fuente: Centro Para el Estudio del Islam Político, www.cspipublishing.com

Los musulmanes están empleando tácticas antiguas para acabar con los cristianos y la evidencia de su historia. Pero su táctica está les resultando contraproducente. Sin querer están creando más evidencias.

Muchos de los que se consideran "musulmanes moderados", porque nunca han estudiado el Corán, el Sira y el Hadith, están rechazando el Islam y se están entregando a Jesucristo. La verdad ha salido a la luz. El Islam está siendo descubierto y visto como lo que realmente es.

"Porque nada hay encubierto, que no haya de descubrirse; ni oculto, que no haya de saberse" (Lucas 12: 2).

Es importante conocer la historia. Pero es aún más importante conocer a Dios, y para descansar en el hecho de que la Suya es una historia que no se puede, y no será aniquilada.


Email this page Print this page
Commentarios
Jesús - 7 de abril de 2015
Comparto mi gozo al saber que las maldades que vienen haciendo los musulmanes, el Señor Juez Justo las esté revelando y, confío en que pronto la verdad prevalecerá.


SC: WEBCAM