Blog

23 de agosto de 2016

El Poder de un Buen Linaje

Por Brittany Tedesco

Elderly Indian man.

Él vivió hasta los 105 años de edad. No quería vivir tanto tiempo, quería ver al Señor Jesús cara a cara. Pero Dios tuvo a bien mantenerlo en la tierra, en el norte de la India, para interceder por el gran número de personas no alcanzadas que vivían allí.

"¿Sabe usted por qué mi padre vivió tanto tiempo?" preguntó James*, el líder de un ministerio, que recientemente nos visitó. "Debido a Ezequiel 22:30".

En Ezequiel 22:30 el Señor dice cómo buscó un hombre que intercediera delante de Él en nombre de Israel, que en ese momento era desobediente.

No podemos ver lo que sucede en el reino espiritual, o por qué el Señor requirió que un hombre intercediera por su país hasta el 2010, cuando finalmente fue a morar con su Salvador. Lo que podemos ver es el fruto de las décadas de oración de ese hombre.

Public evangelism rally in India.
Miles de personas han comenzado a asistir a las cruzadas evangelísticas del ministerio de James.

En una región donde la población es casi en su totalidad hindú y musulmana, la gente está empezando a venir al Señor como nunca antes. La cosecha está aquí, y está aquí en una gran forma.

James comenzó a organizar cruzadas evangelísticas en esa zona tan sólo unos pocos años atrás, y miles están comenzando a asistir. Él realizó la primera cruzada en el 2014 y dos en el 2015 y planea celebrar otras tres antes de que el 2016 llegue a su fin. Su ministerio alquila una carpa, sillas, y un equipo de sonido gigante. Aunque en la carpa caben un poco menos de mil de personas, miles más alrededor de la carpa escuchan el mensaje. El año pasado, cerca de 8,000 personas escucharon el evangelio durante los dos cruzadas, y poco menos de 800 hicieron profesiones públicas de fe.

James ha servido a Dios en el ministerio a tiempo completo por 44 años. El día antes de que lo entrevistáramos cumplió 70 años. "¡Y no he recibido ningún regalo!" bromeó con nosotros. Él viajó solo en su cumpleaños, así que nadie pudo celebrar con él. Considero un honor haber hablado con él, y aún más, haber podido desearle un feliz cumpleaños.

New Testaments distributed by Indian missionaries.
Los niños que asisten a la escuela iniciada por el ministerio de James reciben un Nuevo Testamento.

Junto con 22 consiervos, James adiestró a cientos de líderes locales y fundó entre 70 y 80 iglesias caseras. Ellos han guiado a miles a Cristo.

En esa región la tasa de analfabetismo es extraordinariamente alta. En respuesta a las peticiones de algunas personas de las castas altas, el ministerio inició una escuela de inglés, con la condición de enseñar la Biblia a todos los estudiantes, y de que dentro de la escuela no hubiera ninguna diferencia entre los niños de castas altas y bajas. Actualmente cerca de 400 niños asisten a la escuela, todos los cuales escuchan el evangelio. Muchos de los graduados optan por aceptar a Jesucristo como Salvador.

Unos días antes de que James nos visitara, leí un tributo escrito por la hija de María*, la líder de otro ministerio de la India, que falleció en mayo.

Como una joven recién casada, María salió de su hogar en el sur de la India para ir a Mumbai (antes Bombay) con su marido, para atender a los millones que languidecían en la pobreza extrema. Casi la mitad de la población de la ciudad vive en suburbios en expansión, en medio del hedor y la miseria.

Mary, native Indian missionary
María, misionera autóctona (1932-2016).

"Ella era una simple ama de casa, pero una guerrera de oración", escribió la hija de María. En 1979, María y su marido comenzaron un ministerio de oración con algunas otras mujeres en su casa. La meta de María, hablar a Mumbai acerca de Jesús, estaba siempre delante de ella; la impulsó a los tugurios donde distribuyó folletos, compartió el evangelio y oró por la gente.

Las humildes reuniones de oración se convirtieron en una organización benéfica que comparte alimentos, ropa y ayuda médica con huérfanos, viudas, y leprosos. Esta compasión tocó los corazones de víctimas de la lepra en una colonia, que comenzaron a responder al evangelio y formaron una iglesia.

Las películas del evangelio y los alcances especiales a las prostitutas, a los pacientes de los hospitales, y a los estudiantes han guiado a muchos al reino de Dios. María y su marido comenzaron una escuela de Biblia, una escuela de inglés para niños, un orfanato y una clínica médica. Fundaron 25 iglesias con miles de miembros.

"A través de sus 37 años de ministerio en Mumbai, María tocó las vidas de miles de personas. Animó a la gente a conocer su llamado y caminar en su vocación. Gracias a ella pastores, evangelistas, apóstoles, maestros de la Biblia y profetas se han levantado y ahora están brillando para el Señor", escribió la hija de María.

Native Indian children.
Los misioneros de María comparten la esperanza de Cristo en los barrios pobres de Mumbai.

"Su mayor logro fue que ella y mi papá nos criaron en los caminos del Señor y se aseguraron de que todos nuestros cónyuges fueran piadosos. Su mayor deseo era que sus hijos y sus nietos sirvieran al Señor. ¡Y ha sucedido tal como ella lo deseó!".

La hija de María y su esposo sirvieron junto a ella durante los últimos 18 años. Ahora han asumido la dirección del ministerio. Otros cuatro hijos de María también están sirviendo a Dios en el ministerio.

No pude dejar de notar las similitudes sorprendentes entre James y María. Ambos se trasladaron desde el sur de la India, donde hay muchos creyentes, al norte, donde viven millones de personas no alcanzadas. Los dos empezaron escuelas de inglés, dedicaron sus vidas a nutrir a los pobres y analfabetos, y han llevado a miles de Cristo.

Durante la entrevista James seguía haciendo hincapié en el hecho de que sus otros seis hermanos están sirviendo al Señor en alguna capacidad. Cinco están en el ministerio a tiempo completo. Una de sus hermanas, que falleció recientemente a los 83 años, fundó una de las primeras iglesias de Nepal. Su hermano mayor ha trabajado en el ministerio a tiempo completo durante los últimos 58 años.

Native Indian missionaries with youth.
Miles de vidas han sido transformadas a través de James y obra sacrificial de María.

Me di cuenta de por qué seguía volviendo a eso. Él estaba honrando su linaje, la buena herencia de su padre, que atesora.

Así como el mayor logro de María fue traer a toda su familia para servir a Jesucristo, lo mismo fue para el padre de James.

No importaba que el padre de James fuera un agricultor que tuviera problemas para poner comida en la mesa de su familia. No importaba que James y sus hermanos crecieran en la pobreza. La falta de bienes materiales no impidió a ninguno de ellos seguir a su padre en el ministerio.

Una buena parte de los ministerios que Christian Aid Mission hoy apoya está a cargo de los hijos e hijas de los líderes del ministerio que apoyamos décadas atrás.

Sin embargo, he aprendido que no todos esos hijos e hijas hicieron una transición inmediata a los ministerios de sus padres. Algunos, sin haber probado los bienes de este mundo, querían perseguir la riqueza. Pero muchos de ellos se sintieron aburridos e inquietos después de algunos años y decidieron tomar esa promoción del Señor, a pesar de que venía con riesgo, peligro y condiciones de vida muy modestas.

Native Indian missionaries distributing literature to children.
Los líderes de muchos ministerios asistidos por Christian Aid Mission han continuado el ministerio de sus padres.

A lo largo de los últimos 60 años hemos visto ese patrón. Hemos visto el poder de un buen linaje.

Una de las razones por las que Christian Aid Mission hace muchos años comenzó un programa de patrocinio de niños, es que hemos querido ofrecer a los más pobres de los niños un buen linaje. Los ministerios autóctonos que apoyamos han comenzado orfanatos y centros infantiles para los más pequeños que viven en las calles, abandonados o maltratados. Ellos rescatan a esos niños, redimiendo sus vidas con amor, cuidado, educación y discipulado en la Palabra de Dios. Así que muchos de ellos crecen para servir al Señor.

¿Viene usted de un linaje cristiano? Si es así agradezca al Señor. Pero incluso si sus padres biológicos no creyeron en Cristo, alguien le guio a usted al Señor, y es de esperar que alguien lo discipuló o lo está discipulando. Ese es su linaje divino.

La única pregunta que queda ahora es: ¿cómo va a propagar ese linaje?

* Los nombres fueron cambiados por razones de seguridad.

Email this page Print this page
Commentarios


Ingles
SC: WEBCAMSP