Noticias e Historias de las Misiones

La Histórica Visita a Cuba Resalta la Búsqueda de Esperanza

24 de marzo de 2016

Cuban man in front of ramshackle house.
Los cubanos añoran algo que les permita trascender su entorno inmediato.

Si bien la atención internacional sobre la visita de un presidente EE.UU. a Cuba esta semana pudo haber dado a los cubanos cierto optimismo, la sombra de otro tipo de esperanza se extendía rápidamente.

La histórica visita de Barack Obama a Cuba, la primera de un presidente de los EE.UU. desde 1928, estaba destinada a coronar el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre los dos países, y a ayudar a impulsar reformas económicas y la inversión de EE.UU. Los cubanos, cansados de décadas de pobreza, dijeron a los medios internacionales que se sentirán más seguros cuando su nivel de vida haya mejorado, mientras que los disidentes lamentaban la represión en curso.

El discurso de Obama del 22 de marzo, frente a funcionarios y dignatarios cubanos, tuvo el objetivo de ofrecer a la población cubana de 11.2 millones de personas un atisbo de esperanza, y fue transmitido a nivel nacional. Obama Instó a continuar la apertura económica, la libertad de expresión y el fin de 55 años de embargo económico por parte de Estados Unidos. Obama dijo que un cambio duradero debe venir de la propia población cubana.

"He dejado claro que Estados Unidos no tiene ni la capacidad ni la intención de imponer un cambio en Cuba", dijo Obama. "Los cambios dependerán de la población cubana. También dependerán del intercambio libre y abierto de ideas. Si no se puede acceder a la información en línea, si no se puede estar expuesto a diferentes puntos de vista, no se alcanzará el pleno potencial y, con el tiempo, los jóvenes perderán la esperanza".

Los líderes cristianos de Cuba informaron que, lejos de la atención de los medios, la juventud cubana y otros han encontrado esperanza en Cristo. Los lideres esperan que su propia transformación personal contribuirá a una sociedad más justa y próspera.

El director de un ministerio autóctono de Cuba dijo: "En el último año se ha producido un gran despertar espiritual en miles de personas. Los atletas, los niños y los jóvenes, cansados de la retórica de más de 50 años de socialismo, ahora han entregado sus vidas a Cristo como su única esperanza. Ellos levantan sus ojos al cielo para un futuro seguro con Cristo, viviendo como en el Salmo 121, y se elevan por encima de las dificultades para llegar al trono de la gracia y la misericordia de Dios".

El director dijo que ha conocido a muchos pastores jóvenes que han demostrado su pasión por Cristo.

"Ellos salen a las calles con guitarras y tratados y comparten el evangelio", dijo. "Además oran por los enfermos, y donde no hay medicina, Cristo es la medicina; donde no hay comida, Cristo es el pan de vida".

Cuban children praying.
Los niños cubanos confían en Cristo en sus actividades cotidianas.

Él dijo que un joven pastor de la provincia de Matanzas, que trabaja con jóvenes, recientemente informó que habló en un retiro espiritual y capacitación bíblica a 500 jóvenes que, desde que recibieron a Cristo hace dos años, se han transformado completamente.

"La revolución de Castro quería hacer un nuevo hombre, pero 50 años más tarde, las cárceles siguen estando llenas, y la gente quiere emigrar", dijo el director del ministerio. "Por otro lado, a través de la sangre de Jesucristo, Dios ha conquistado los corazones de jóvenes y niños y los hizo una nueva criatura de acuerdo a la imagen de Aquel que los creó".

Una pareja joven de la iglesia del pastor Matanzas mostró su compromiso, agregó, mudándose a 200 kilómetros de distancia con el fin de fundar una nueva iglesia en Hatillo.

Un ministerio de deportes el pasado año registró un total de 5,000 decisiones por Cristo hechas en estadios de fútbol y béisbol, agregó. Ellos alcanzaron a los niños y luego a sus padres con el evangelio, y ayudaron a guiar a la gente a Cristo. Como resultado, más de 20 pastores comenzaron grupos celulares e iglesias caseras.

Con la ayuda de Christian Aid Mission, el ministerio autóctono supervisa el alcance de deportes y otros ministerios. En el último año proveyó capacitación bíblica a misioneros y líderes locales; apoyó a 7 denominaciones y ministerios locales; compró 2 caballos para misioneros; distribuyó alimentos; compró 11 bicicletas para los evangelistas; dio 45 pares de zapatos a evangelistas; compró y distribuyó 156 Biblias; visitó a niños en hospitales y proveyó 30 linternas para misioneros en las zonas rurales, lo que les permite ver los caminos abruptos cuando viajan de regreso por la noche después de compartir el evangelio, enseñar la Biblia y visitar las casas de los nuevos creyentes.

En otra parte de la isla un pastor también informó sobre la rápida propagación de la fe, ya que en los seis meses anteriores el ministerio que dirige fundó más de 25 iglesias en la parte central y oriental del país. Anunciando a Cristo en las aldeas, en las carreteras y en los parques, los misioneros autóctonos distribuyeron el Nuevo Testamento y tratados que comenzaron a mover los corazones de la gente hacia Dios.

Según los analistas, Cuba todavía debe hacer reformas para mejorar la vida de la mayoría de los cubanos. A pesar de que algunos de los obstáculos para el comercio con los Estados Unidos se han despejado, y Cuba ha comenzado a abrir su economía, el embargo comercial, económico y financiero de décadas contra Cuba permanece. Poner fin a este requeriría una ley del Congreso, con la condición de que Cuba celebre elecciones y haga una transición libre y justa a la democracia, con un gobierno que excluya a los Castro. Raúl Castro, hermano del ex gobernante Fidel Castro, ha dicho que dejará el cargo en 2018.

El director del ministerio autóctono dijo: "En términos políticos, muchos dicen que la hermosa isla de Cuba está cerca de los Estados Unidos. Pero la realidad del pueblo cubano es que está muy lejos de los llamados cambios y acercamiento de los dos países. Las necesidades de mi pueblo se hacen sentir en todo momento, en las comunicaciones, a la hora de comer, en el transporte, en las condiciones de vida deplorables de miles de cubanos y en la falta de cosas esencial, como arroz, aceite y leche".

El añadió que los salarios en Cuba pueden no ser lo suficientemente altos para la mayoría de la gente, y faltan muchos artículos de primera necesidad, pero el evangelio les permite trascender su entorno inmediato.

Mis compañeros de trabajo y yo deseamos agradecerles vuestro apoyo fiel en el último año. Literalmente significa para nosotros, como dice el Salmo 37:25, "Joven fui, y he envejecido, y no he visto justo desamparado, ni su descendencia que mendigue pan."

Para ayudar a los misioneros autóctonos a satisfacer las necesidades, puede contribuir en línea mediante el siguiente formulario, o llamar al 434-977-5650. Si prefiere enviar su ofrenda por correo, por favor envíela a Christian Aid Mission, P.O. Box 9037, Charlottesville, VA 22906. Por favor, use el código de ofrenda: 115ALM ¡Gracias!

Donde sea más necesario en Cuba.
Email this page Print this page
SC: WEBCAMSP