Misioneros con Ventaja en el Campo

Noticias e Historias de las Misiones

En la India las Celebraciones Navideñas son Populares

17 de noviembre de 2016

Native Indians are being evangelized.
Como resultado de las celebraciones navideñas celebradas en todo el país, miles de personas en toda la India están escuchando el evangelio.

Un evangelista en la India estaba entusiasmado con la idea de lanzar celebraciones navideñas como una manera de presentar el evangelio a sus vecinos. Entonces los hindúes de línea dura amenazaron con matarlo.

El pastor Philip Zacharia* había orado durante cuatro años acerca de cómo reunir a sus vecinos firmemente hindúes en el estado de Bihar, el "cementerio de misioneros", para que escucharan el evangelio. Cuando se enteró del potencial evangélico de las celebraciones de Navidad por un amigo danés en una conferencia de evangelistas convocada por Billy Graham en Ámsterdam en agosto del 2000, le pareció que era la respuesta a sus oraciones.

Hasta ese momento sus esfuerzos por proclamar a Cristo habían tenido escaso éxito. Más bien, habían provocado la ira de los extremistas hindúes, que en octubre de ese año lo convocaron a una reunión.

El pastor Zacharía dijo: "Me acusaron de tratar de convertir a la gente, y uno de los hombres dijo: 'Hemos intentado matarte muchas veces, pero de alguna manera escapaste. Si sigues predicando, tus hijos se convertirán en huérfanos, y tú serás el responsable'".

Él trató de entablar conversación, pero sólo le dijeron que se marchara y dejara de predicar al Dios del cristianismo.

El misionero dijo: "Estaba entusiasmado con la idea de las celebraciones navideñas, y ahora estos hombres me estaban diciendo: 'Si sigues predicando serás asesinado'. No quise compartir esas cosas con mi esposa".

"Así que volví a casa y pensé: 'Señor, ¿qué hacer?'. Estaba entusiasmado con la idea de las celebraciones de Navidad, y ahora esos hombres me estaban diciendo: 'Si sigues predicando serás asesinado'. No quise compartir esas cosas con mi esposa, ni con la iglesia, lo guardaba en mi corazón y oraba: 'Señor, ¿qué hacer?'. Y el Señor dijo: 'Sigue adelante'".

Sin contarle a nadie sobre las amenazas de muerte comenzó a prepararse para el programa navideño, yendo de casa en casa para extender las invitaciones. Sin saberlo llamó a la puerta del extremista hindú que había amenazado con matarlo.

"Era el jefe de todos los grupos extremistas hindúes", dijo el pastor Zacharia. "Él abrió la puerta y dijo: '¿Qué?'. Le di la invitación y le dije: 'Esta Navidad vamos a tener un programa navideño, y deseo que venga con su familia'. El hombre cogió la tarjeta y cerró la puerta, mi corazón latía rápido".

De nuevo le preguntó a Dios qué hacer, y ese día dejó de distribuir invitaciones.

"En mi camino de regreso, pensaba: 'Señor, me matarán', pero nadie vino por mí, alabado sea el Señor", dijo.

Más tarde siguió entregando invitaciones y erigió una carpa con capacidad para 300 personas, incluyendo un escenario para canciones y danzas. No tenía idea de cuántas personas vendrían, y preparó comida para no más de 50. Dentro de la media hora de abrir las puertas de la carpa todas las sillas estaban llenas; Eventualmente 550 personas se apiñaron.

 .
Un misionero autóctono lleva la Palabra de Vida eterna al norte de la India.

El pastor Zacharía había comenzado a predicar sobre el verdadero significado de la Navidad cuando su esposa le preguntó cómo iban a alimentar a la gente.

"Yo le dije: 'El Señor que puede convertir el agua en vino está aquí, sólo ora y sirve la comida'. Así que terminé de predicar, pero mi corazón latía fuerte, porque si alimentaba a la mitad de la gente y dejaba sin comida a la otra mitad, me podía imaginar el problema. Pero el Señor multiplicó la comida. Todavía me emociono cuando me acuerdo. Fue suficiente para las 550 personas, y luego los vecinos se volvieron mucho más amistosos".

Las amistades generadas por las celebraciones navideñas anuales – que incluyen predicación, un testimonio y niños cantando y bailando - en los últimos 15 años han llevado a miles de personas en Bihar, un estado que es 78 % hindú y 18 % musulmán, a disfrutar la confraternidad cristiana.

Al año siguiente vinieron más vecinos a las celebraciones de Navidad, y al tercer año las celebraciones se expandieron a otras aldeas. En el 2003 asistieron el gobernador del estado, el ministro principal y otros líderes políticos, y el evento fue bien recibido. En el 2004 el pastor Zacharia comenzó a capacitar a otros pastores para que realizaran celebraciones navideñas en otros cinco estados.

"Los pastores fueron capacitados y luego capacitaron a los miembros de sus iglesias", dijo. "Todos estaban entusiasmados con el resultado. Gradualmente capacitamos a más y más, y difundimos esta visión, y el Señor nos permitió capacitar a 28,000 pastores en toda la India".

En el 2007 Dios le dio al pastor la visión de 50,000 celebraciones de Navidad en todo el país, dijo, y en diciembre del 2010 se superó esa cantidad. "Tenemos más de 46,000 informes escritos de lugares, iglesias y denominaciones", dijo el pastor Zacharia. "Incluso hoy en día, es una de las mejores maneras de llegar a nuestros vecinos".

Este año el ministerio planea invitar a funcionarios del estado de Jammu y Cachemira a la celebración de Navidad.

El pastor dijo: "Es el único estado de la India donde el 97 % de la población es musulmana. Apreciaremos vuestras oraciones, Cachemira no es fácil, en cualquier momento la gente nos podría atacar".

En el evento, que costará US$ 3,000, el pastor espera que un alto funcionario comparta su testimonio de cómo vino a Cristo. El evangelio será presentado de una manera culturalmente sensible pero clara para la mayoría musulmana en asistencia, dijo.

El ministerio necesita ayuda para cubrir los costos del evento, así como entre US$ 1,000 y US$ 1,500 por sesión para capacitar a los pastores, para que realicen celebraciones de Navidad en toda la India.

Él dijo: "En Navidad, si invitas a la gente a tu casa, estarán muy contentos de venir. La gente que rechaza al cristianismo no vendrá, así que los que vienen están preparados para escuchar lo que vamos a predicar. Esas personas estarán muy atentas, se sentarán allí y escucharán lo que tienes que decir. Es una oportunidad maravillosa".

Para ayudar a los misioneros autóctonos a satisfacer las necesidades, puede contribuir en línea mediante el siguiente formulario, o llamar al 434-977-5650. Si prefiere enviar su ofrenda por correo, por favor envíela a Christian Aid Mission, P.O. Box 9037, Charlottesville, VA 22906. Por favor, use el código de ofrenda: 670ECFC ¡Gracias!

*Nombre cambiado por razones de seguridad.

Apoye a la obra misionera en Bihar.
Email this page Print this page
SC: WEBCAMSP