Noticias e Historias de las Misiones

En Sierra Leona ha Llegado el Momento de la Cosecha de Almas

16 de febrero de 2017

Christians celebrating in Sierra Leone.
Cristianos celebrando la alegría de conocer al Señor en Sierra Leona.

Se dice que Sierra Leona fue el primer país de África Occidental en escuchar el evangelio, pero los esfuerzos misioneros extranjeros han tenido poco éxito, mientras que el Islam se ha convertido en la religión de la mayoría del país. Sin embargo, un misionero cristiano autóctono cree que ha llegado el momento de la vasta cosecha espiritual.

Según los analistas de las misiones, en el siglo XX el Islam creció del 10 % de la población de Sierra Leona a más del 60 %. Mientras los misioneros musulmanes llegaron en buena medida a Sierra Leona en el siglo pasado, gran parte del crecimiento islámico vino de la presencia de fuerzas de mantenimiento de la paz de Bangladesh, Pakistán e India, que construyeron mezquitas en las zonas donde estaban estacionados. Históricamente, las relaciones entre cristianos y musulmanes en Sierra Leona han sido notablemente pacíficas.

Desde que en 1785 se fundó la primera iglesia protestante entre esclavos liberados en Freetown, la capital, el evangelio ha enfrentado tal oposición de las fuerzas animistas, ocultas y otras, que sólo el 13 % de la población se identifica como cristiana. Durante la guerra rebelde de Sierra Leona entre 1991 y el 2002, la obra misionera extranjera colapsó.

Después de la guerra y los efectos de la crisis del Ebola que terminó en 2015, surgieron iglesias autóctonas y ministerios sociales, y esos misioneros autóctonos permanecerán independientemente de la situación de seguridad en el país. Un misionero autóctono dijo que la guerra y el virus Ébola dejaron a mucha gente hambrienta por la esperanza que Dios ofrece en Cristo.

Mitford Macauley, director de Trinity Gospel Ministries (TGM) dijo: "Todo lo que nos pasó como nación estos últimos años, los 11 años de guerra rebelde y la saga del Ébola pasada, han sido como un mensajero divino para llevar a nuestro pueblo a arrepentirse de sus malos caminos, recibir el evangelio de Jesucristo y apropiarse de la misericordia de Dios en Cristo Jesús. Por lo tanto, no perdemos el tiempo y llevamos el evangelio de Cristo a las regiones no alcanzadas y a los distritos rurales de nuestra nación, para liberar a nuestro pueblo en obediencia al mandato divino".

"No perdemos el tiempo y llevamos el evangelio de Cristo a las regiones no alcanzadas, para liberar a nuestro pueblo en obediencia al mandato divino", dijo el director del ministerio.

Los misioneros de TGM han servido durante mucho tiempo a los muchos pobres de Sierra Leona, y una de las necesidades más críticas ahora es cuidar a los 12,000 niños huérfanos por el Ébola. Para ayudar a satisfacer la necesidad, TGM está construyendo un orfanato que requiere US$ 50,000 para su terminación.

"Creemos que Dios proveerá los fondos necesarios para la finalización de este gran proyecto del Orfanato del Calvario, el cual está destinado a convertirse en el hogar de unos 60 huérfanos del Ébola", dijo Macauley. "Hemos estado trabajando en ello, y dos edificios de dormitorios están en la etapa de techado. Necesitamos vuestro apoyo para terminar este proyecto".

Tales proyectos son parte integral del énfasis evangelístico del ministerio. TGM recientemente completó un alcance de seis semanas en 22 aldeas que vieron resultados sobresalientes.

"Anteriormente estas 22 aldeas no tenían ninguna iglesia, y hasta ahora nunca habían escuchado el evangelio", dijo Macauley. "Durante nuestras películas y campañas vimos a cientos de personas encontrar el poder de Dios en la liberación de enfermedades, posesiones demoniacas y ataduras. Miles de personas se arrepintieron de sus pecados, de la idolatría y el ocultismo".

En asociación con otro ministerio que comparte la misma pasión, dieciocho fundadores de iglesias han sido despachados para dar seguimiento a aquellos que pusieron su fe en Cristo.

Los analistas de las misiones señalan que las iglesias en Sierra Leona sufren una fuerte escasez de líderes bíblicamente entrenados. Durante la guerra civil se perdieron muchos centros de educación teológica, y la necesidad de entrenar en consejería, ministrar a los discapacitados y hacer frente a los poderes ocultos es grande. La amputación de brazos, piernas, manos y pies fue un sello de la guerra rebelde, y los 10,000 niños entrenados para ser soldados se han convertido en adultos con cicatrices, que apenas saben un poco más que hacer violencia.

TGM recientemente reunió a 109 nuevos cristianos, seleccionados por los fundadores de iglesias, como posibles líderes, para ayudar a llenar esta necesidad de liderazgo entrenado.

Macauley dijo: "A estos discípulos se les dio enseñanzas adicionales y capacitación para permitirles continuar la obra del ministerio en sus aldeas respectivas, mientras el ministerio principal sigue desarrollando a estas congregaciones como iglesias. Además, como parte del retiro, yo y mi colega bautizamos a unos 100 líderes potenciales".

Los caminos a estas aldeas remotas son malos y las distancias largas. El ministerio ha estado consiguiendo algunas motos y un automóvil que se ha averiado varias veces, pues su base es demasiado baja al terreno desigual.

"Necesitamos vehículos como Toyota Hilux o cualquier otro vehículo alto", dijo Macauley. "También necesitamos motos y bicicletas para que los fundadores de iglesias cubran más terreno".

Person preparing for baptism in Sierra Leone.
Un candidato para el bautismo da su testimonio.

Los miembros del equipo necesitan cientos de Biblias para satisfacer el hambre espiritual de los nuevos cristianos, dos motocicletas para los esfuerzos de fundación de iglesias y asistencia para los costos de los viajes mensuales, incluyendo transporte y comida. El ministerio también necesita ayuda para construir templos en aldeas donde se están formando congregaciones. No hay edificios adecuados para tales fines. En esas aldeas, las escuelas se construyen con pequeñas aulas, y la asistencia a la adoración en ellas ya ha superado su capacidad.

"También descubrimos que estos aldeanos necesitan atención básica, ya que la mayoría de los niños y las mujeres están desnutridos", dijo.

Los misioneros autóctonos del ministerio están trayendo el poder sanador del evangelio a los pueblos devastados. La mayor parte de la población de Sierra Leona, que es un 63 % musulmana y un 23 % animista tribal, está sufriendo un trauma emocional o psicológico, y Macauley dijo que sus equipos están entusiasmados con su nueva visión misionera, que están expandiendo rápidamente hacia nuevas fronteras.

"Este es un momento especial para el avance del evangelio en nuestra nación a través de esta vibrante visión misionera", dijo. "Lo que necesitamos en este momento es más apoyo, ya que no podemos hacerlo todo solos. Estamos orando por todos nuestros amigos y patrocinadores de Christian Aid, y creemos que Dios les proveerá mucho más para apoyarnos más, y vuestro apoyo nos ha animado en los tiempos más difíciles, y creemos que en este momento pueden hacerlo otra vez".

Para ayudar a los misioneros autóctonos a satisfacer las necesidades, puede contribuir en línea mediante el siguiente formulario, o llamar al 434-977-5650. Si prefiere enviar su ofrenda por correo, por favor envíela a Christian Aid Mission, P.O. Box 9037, Charlottesville, VA 22906. Por favor, use el código de ofrenda: 530TGM ¡Gracias!

Ayude a la sanidad física y espiritual en Sierra Leona.
Email this page Print this page
SC: WEBCAMSP