Foto de la Semana

Iraqi boy holding baby.

Lazos Familiares

Enfrentando su segundo invierno desde que huyeron de sus hogares, los niños desplazados en un campamento administrado por una iglesia en Erbil, Iraq, se cuidan entre ellos lo mejor que pueden. Han pasado casi dos años sin escuela y las posibilidades de reanudar las clases pronto son escasas. Las fuerzas de la coalición liderada por iraquíes, kurdos y los Estados Unidos luchan por retomar territorios del Estado islámico y sus militantes terroristas. Los niños desplazados necesitan pañales, fórmula para bebés, mantas y calentadores, entre otros artículos, y un ministerio con sede en la región autónoma del Kurdistán, en el norte de Iraq, los ayuda mientras tenga fondos disponibles. El director del ministerio dijo: "Usted ve carpas en las calles, edificios abandonados o edificios en construcción, y ahí es donde viven. Ellos sólo los cubren con plástico o mantas. Así que tratamos de mostrar el amor de Cristo tanto como podemos, proveyéndoles ayuda, pero también les hablamos de Jesucristo".

Apoye el alcance entre las personas desplazadas en Iraq.
Email this page Print this page
SC: WEBCAMSP